Los clasificadores de residuos: la inclusión social y la necesidad de un debate de izquierda

Los residuos sólidos urbanos (RSU), sobre todo los domiciliarios (RSD), son parte de la vida privada de las personas y a la vez una cuestión colectiva. Estos residuos que unos desechan y otros buscan, recogen y utilizan, van a parar a alguna parte. En ese largo camino, una vez que introducimos los residuos en una bolsa, se convierten en un bien público, regulados por normas que indican qué debe hacerse con ellos. Así, los residuos impactan nuestra vida pública cuando –por ejemplo- los recolectores no pasan o cuando se paga por esa recolección. Impactan en la vida privada de los recolectores informales, los “clasificadores”, que recolectan para sobrevivir y el efecto público de lo que queda desparramado en las calles o alrededor del contenedor. Continúa leyendo Los clasificadores de residuos: la inclusión social y la necesidad de un debate de izquierda