Ir

Justicia

Comunicado del IR – FA a la opinión pública

Ante las denuncias de violaciones a los Derechos Humanos en el Sistema de Responsabilidad Penal Adolescente (SIRPA), el IR – Frente Amplio a través de su directiva reunida el 11 de mayo de 2014, quiere plantear:

1. Varias organizaciones de la sociedad civil, defensoras de los Derechos Humanos, se han expresado sobre este asunto. Como frenteamplistas, queremos agregar que nos resulta inadmisible que se intente matizar o deslegitimar las denuncias de violaciones a los derechos humanos. Los y las frenteamplistas tenemos un solo camino: abogar para que se investiguen a fondo todas estas situaciones. A su vez, se debe respaldar y fortalecer a la Institución Nacional de Derechos Humanos y Defensoría del Pueblo (INDDHH) como herramienta indispensable para contribuir a terminar con las violaciones a los derechos humanos en el seno del Estado uruguayo.

2. Queremos destacar la actitud de los funcionarios y funcionarias que se han animado a denunciar estas situaciones y con su ejemplo decir que estamos convencidos de que existen en el SIRPA numerosas personas comprometidas con su trabajo y que nada tienen que ver con estos hechos.

3. En lo inmediato, se deben investigar estas denuncias a fondo, asegurando las garantías del debido proceso en todas las investigaciones que se realicen. Las conclusiones de estas investigaciones deben tener efectos concretos sobre los responsables, sean estos funcionarios, autoridades de carrera o políticas.

4. Además, creemos que para terminar con estas situaciones, a mediano plazo es necesario: adoptar las medidas jurídicas necesarias para que los delitos de tortura sean juzgados como tales y que para el tratamiento de estos casos se den las competencias requeridas a los juzgados de crimen organizado, capacitar a todos los y las funcionarias del INAU y del SIRPA en Derechos Humanos y fortalecer a la INDDHH.

 

IR – Izquierda con un nuevo sentido.
Frente Amplio.

Macarena: “Tenemos una Suprema Corte superpoderosa”

El viernes 25/4/2014 nuestra compañera Macarena Gelman fue entrevistada por Nelson Caula en el programa El Tunguelé, de Radio Uruguay. Habla sobre la necesidad de revisar el sistema de Justicia y de reducir el presupuesto de Defensa para aumentarlo en otras áreas del Estado. También explica qué es el Ir, cómo se formó y cómo está integrado. Destaca que el Ir está apegado al programa del Frente Amplio, pero con sus propios énfasis.

¿Justicia para quién?

Somos nuestra historia. Somos voto verde. Somos el amigo y la amiga que no están. Somos la tortura. Somos la represión y somos la cana. Somos los libros prohibidos. Somos los secretos. Somos todos los hijos y todas las hijas. Somos la duplicación de la deuda externa. Somos heridas. Somos la decadencia de las instituciones sociales y culturales. Somos la papeleta rosada. Somos familiares.

Somos. Pero queremos ser mejores que ellos y ellas, los y las mejores del mundo; un país más lindo para nuestros hijos e hijas, más solidario y justo.

En las últimas horas hemos presenciado una serie de decisiones concatenadas por parte de la Suprema Corte de Justicia (SCJ) que tienden a obstaculizar los procesos de investigación a los hechos cometidos durante la dictadura. Estas decisiones fueron anunciadas por varios medios escritos antes del hecho político concreto, usando titulares tendenciosos que no hacen más que confundir.

De forma evidente se trata de una operación con complicidad civil, política y militar con fines claros, apuntando al mantenimiento de la cultura de la impunidad en nuestro país con tanta liviandad y desfachatez que nos sorprende e indigna.

La SCJ es parte del Estado, y como tal, debe rendir cuentas a la sociedad, en vistas a que contribuyan a la construcción un país libre y democrático, y no para que amparen criminales quienes en forma absolutamente cobarde buscan por todos los medios no responsabilizarse de sus actos.

Debemos repasar qué ha hecho el Poder Judicial durante la dictadura, después y hasta el día de la fecha. ¿No es esto coherente con esa conducta a lo largo de los años? Es hora de preguntarse, reflexionar y debatir qué pasa con nuestro sistema de justicia.

El Ir expresa el más sincero repudio ante quienes en nombre de la justicia nos dan la espalda y nos tocan el culo. Ustedes no nos representan, ni a nosotros, ni al país que queremos, por lo cual pondremos toda la energía en que otras personas hagan la justicia que creemos merecer; aquella respetuosa de las ideas y de la vida.

Adherimos y convocamos a la concentración este lunes 25 de febrero de 2013, 18 hs, en la Plaza Libertad.

 

Nos vemos en la calle.


Huele a peligro: ante el traslado de la jueza Mota

 

A la luz de los recientes hechos ocurridos en relación a causas vinculadas a crímenes de lesa humanidad cometidos durante el terrorismo de Estado, creemos que nuestro país merece hoy más que nunca, mecanismos que amparen y no obstaculicen el derecho de todo/a ciudadano/a a exigir los debidos procesos legales en nuestra sociedad democrática y al Estado de Derecho que lo enmarca.

Recordar la sentencia de la Corte Interamericana de Justicia en el Caso Gelman contra el Estado, en relación a la no obstaculización de la búsqueda de información y verdad para que las causas se produzcan bajo el amparo de la ley y conforme a ésta, es una deuda que parece continuar siendo histórica en la actualidad.

El traslado de la jueza Mota a la justicia civil, significa un nuevo y contundente freno a los procesos judiciales en causas de Derechos Humanos. Indica un vuelco de balanza del poder de la Justicia, trayendo a luz el apoyo a los sectores de la sociedad que abogan por evitar la verdad y la justicia en el Uruguay, protegiendo indirectamente a los victimarios y sus cómplices, y por lo tanto demostrando una clara falta de independencia.

Reconocemos el importante -aunque trabajoso- avance de las diferentes causas penales de crímenes de lesa humanidad en este último período, el compromiso profesional de la jueza, por lo que respaldamos el proceso del que fue parte y que exigimos que continúe en sus funciones.

Desde el Ir, exigimos plenas garantías y mecanismos transparentes en todos los procesos judiciales que respondan al derecho a la justicia de todos los habitantes de nuestro país, y en particular que protejan y amparen a quienes hoy en día tienen causas abiertas en materia de violación de Derechos Humanos y quienes puedan llegar a tenerlas en el futuro.

Verdad y justicia ante todo.

 

La foto es de rebelArte

DDHH su impostergable efectivización y protección: la búsqueda de la verdad y justicia ante todo.

Desde la salida de la dictadura, el Frente Amplio ha peleado por la verdad, la memoria y la justicia. Un elemento central de está lucha ha sido y seguirá siendo, la plena vigencia de la democracia y el principio de separación de poderes y respeto de las leyes de juego.

 

En estos días, no cabe más que resaltar que el Frente Amplio desde el ejercicio del poder debe dar las garantías totales para el desarrollo de todos los procesos judiciales que operan contra el Estado y en particular en aquellos que afectan los bienes más preciados la justicia y la libertad. En base a esto, en el Ir seguiremos aportando hacia la síntesis del proceso político y social en torno a la defensa de los DDHH.

 

Por último, creemos que, es pertinente reivindicar la necesidad de que la fuerza política no actúe como un espectador y analice las recientes actuaciones del Ministerio de Defensa Nacional sobre los casos investigados por la Juez Mariana Motta, a los efectos de solicitar que el Ministerio de Defensa Nacional revea su decisión y autorizara al Poder Judicial a que lleve a cabo todas las actividades que considere pertinentes en todas sus dependencias.